Tratamientos faciales

Cada tratamiento facial se realiza de forma personalizada en función de las necesidades y de la evolución de cada persona, actuando en las diferentes capas del tejido.

Nuestros tratamientos faciales

Rellenos de Ácido Hialurónico

El Ácido Hialurónico (AH) es una molécula de azúcar que el cuerpo genera de manera natural, atrae agua, ayuda a la hidratación y proporciona volumen y estructura a la piel, aporta elasticidad a la piel.

Una piel joven es suave y elástica, y contiene una gran cantidad de ácido hialurónico, a medida que envejecemos se reduce la capacidad de la piel de retener agua, como consecuencia la piel se vuelve más seca, y con más irregularidades.

A medida que envejecemos, nuestra piel se vuelve más susceptible a las arrugas y la flacidez. La exposición al sol y los años de movimiento de los músculos (es decir, sonreír, masticar, y entrecerrando los ojos) también contribuyen a la descomposición del tejido de la piel. Afortunadamente, hay innovadores procedimientos para ayudar a corregir este proceso de envejecimiento y mantener la juventud.

Carboxiterapia

Es la aplicación intradérmica de dióxido de carbono de uso medico, con el objetivo de activar la microcirculación cutánea y estimularla producción de fibras colágenas y elásticas. El principal efecto de la introducción del CO2 es una hiperdistensión: acción vascular del CO2, la cual provoca que el organismo libere sustancias tales como la serotonina, la bradiquina, la histamina y catecolamina.

Dichas sustancias activan a su vez los receptores beta-adrenérgicos, particularmente los beta-2, los cuales estimulan la lipólisis de los tejidos adyacentes.
Incluso, estimula los receptores beta adrenérgicos y acelera el proceso de lipólisis en el tejido adiposo para reducir la grasa corporal al drenar las células de desecho acumuladas para reconstruir el colágeno y desaparecer los nódulos que dan la apariencia de piel de naranja. 

Por ello, la carboxiterapia es uno de los tratamientos estéticos más utilizados para reducir la celulitis, la flacidez, el envejecimiento corporal, facial, calvicie, secuelas de acné, lipodistrofias, fibrosis post cirugías estéticas y las estrías.

Hilos Pdo Faciales (polidioxanona)

Los hilos tensores se usan en intervenciones de medicina estética para rejuvenecer rostro y cuello, además que se pueden utilizar a nivel corporal con buenos resultados en abdomen. A nivel facial conseguimos tensar la piel y devolver a su sitio el tejido que se ha colgado por el paso de la edad.

Efectos secundarios:

Los pacientes pueden reanudar su vida normal sin complicaciones evitando como es lógico cualquier situación agresiva con la zona tratada en el corto plazo. No debe asustarse si encuentra la zona inflamada o con hematomas, es totalmente normal, Comenzarán a remitir estos síntomas pasados 5 a 10 días. Puede recurrir al maquillaje con el fin de tapar los hematomas, pero debe consultarlo con su especialista previamente, con el fin de evitar complicaciones o cualquier tipo de reacción no deseada en la zona afectada.

Toxina Botulínica

Se conoce como Botox a la infiltración de toxina botulínica de tipo A, ideal para el tratamiento estético de las arrugas faciales debidas a la expresión y mímica de la musculatura facial. La toxina botulínica es un complejo neurotóxico que actúa relajando la musculatura.

Las arrugas de expresión aparecen en el rostro como efecto de contracción de los músculos faciales, normalmente en la piel que sufre pérdida de elasticidad. Los lugares más habituales donde aparecen las arrugas son encima de la nariz, en la frente, alrededor de los ojos y alrededor de la boca. La toxina botulínica es una proteína natural que actúa relajando los impulsos del nervio a los músculos faciales relacionados con las líneas de expresión evitando su contracción. Son infiltraciones prácticamente indoloras localizadas en los músculos faciales del tercio superior del rostro, y tras su aplicación se mantiene una expresividad natural sin arrugas.